benvingudes i benvinguts a

logo de la Web Parroquial San Pedro


san-pedro.org és l'espai a la xarxa de la comunitat parroquial de Sant Pere Apòstol, per construir comunitat també des d'internet

Contenido
La Torre, el logo de la parroquia

Organigrama

XVIII DOMINGO DE TIEMPO ORDINARIO (A) - DIUMENGE XVIII DE DURANT L'ANY (A)

HOMILÍA

Comieron todos hasta quedar satisfechos.

Después de una etapa de tres domingos dedicada a las parábolas del Reino, hoy comienza una nueva etapa centrada en la fe en Jesús, Mesías del Reino. Una etapa que, después de tres domingos de milagros destinados a reafirmar nuestra fe en Jesús, culminará, en el cuarto domingo, con la confesión mesiánica de Pedro en Cesarea de Filipo.

El evangelio de este domingo nos sitúa a Jesús, después de la ejecución de Juan el Bautista, retirarse a otra parte. Nos dice el texto que la gente, sin embargo, se va a buscarlo, porque sigue esperando cosas de él, porque le interesa lo que Jesús puede ofrecer. Y Jesús se los encuentra delante, y les da lo que ante todo esperaban: siente lástima de ellos y cura los enfermos, y en lugar de mandarlos para casa, él mismo les da de comer. Y todo esto Jesús lo realiza sin hacer ningún discurso, ni ninguna predicación. Se une y se solidariza con la gente sencilla.

Jesús, simplemente lo hace porque ve que lo necesitan. Y el hacer simplemente esto es ya traer la salvación de Dios. Es hacer realidad el Reino de Dios aquí en la tierra entre la gente sencilla y desamparada. Jesús realiza unas señales, comparte con los demás, etc...

Actualmente los que creemos en Jesús, también debemos de ser portadores de la salvación de Dios, porque ¿qué es la salvación de Dios para un padre de familia que se le ha terminado el paro y no sabe cómo alimentar a sus hijos?. Actualmente en ciertos países y en ciertas zonas de nuestro país se pasa hambre en el sentido que tiene la palabra de pasar hambre. En estos casos hacer presente la salvación de Dios será tomar conciencia de esta realidad y trabajar en la medida que se pueda para hacer desaparecer esa lacra social y haya una mayor comunicación o comunión entre los hombres y mujeres.

Ciertamente, los cristianos no tenemos la solución en el bolsillo. Pero ¿acaso los cristianos no estamos llamados a infundir, en esta sociedad, un espíritu nuevo que lo renueve incluso en el aspecto económico y que contribuya al milagro de la multiplicación de bienes, mediante un reparto más fraternal? Los que nos partimos el pan de la Eucaristía debemos estar dispuestos a partirnos también el pan material. Porque es salvación de Dios todo lo que sea vida para el hombre y la mujer.

Que esta Eucaristía de este domingo nos ayude a crecer más en Jesús de Nazaret y a comprometer más esta Fe.

Francisco Albuixech

Realizada con software libreRealizada con sistema operativo GNU/LinuxRealizada con sistema operativo GNU/LinuxRealizada con distribución UbuntuRealizada con editor HTML BluefishRealizada con programación web con phpRealizada con base de datos web con mysqlRealizada con navegadores de referencia Firefox y ChromiumRealizada con navegadores de referencia Firefox y ChromiumRealizada con FTP FilezillaRealizada con retoque fotográfico con GimpRealizada con dibujo vectorial con InkscapeRealizada con edición multimedia con Kdenlive y CinelerraRealizada con edición multimedia con Kdenlive y CinelerraRealizada con conversión de formatos multimedia con WinFFRealizada con reproductor multimedia VLCRealizada con edición de PDF con PDF EditorRealizada con suite ofimática Openoffice | Contenidos bajo licencia Creative Commons | cumple el estándar XHTML 1.1cumple el estándar CSS 3.0cumple el estándar WAI-AA de accesibilidad

[Comunidad Parroquial San Pedro. Puerto de Sagunto]