benvingudes i benvinguts a

logo de la Web Parroquial San Pedro


san-pedro.org és l'espai a la xarxa de la comunitat parroquial de Sant Pere Apòstol, per construir comunitat també des d'internet

Contenido
La Torre, el logo de la parroquia

Organigrama

V DOMINGO DE TIEMPO ORDINARIO (C) - DIUMENGE V DURANT L’ANY (C)

HOMILÍA

Dejándolo todo, lo siguieron

¿A quién mandaré? ¿Quién irá por mí? Estas palabras del libro del profeta Isaías retumban con fuerza hoy. Y la respuesta es clara: Aquí estoy, mándame. También nosotros tendríamos que poder responder con esta rapidez a toda llamada. ¡Pero acostumbramos a pensárnoslo un poco, por no decir mucho!.

Nos cuesta responder a muchas llamadas que escuchamos. Estamos demasiado bien acostumbrados y acomodados, y sabemos que la llamada es siempre un servicio, un salir más allá de nuestros horizontes seguros e ir al encuentro de algo nuevo. Nuestros miedos e inseguridades, nuestras cobardías y nuestros prejuicios, nos hacen con frecuencia contemplar cómo pasa esta vida, cómodamente instalados en el sofá de casa, mirando el mundo por la televisión y dejando que los otros hagan.

Hoy Jesús nos hace una llamada. Primero, a salir de nosotros mismos. A no dejarnos llevar por el desencanto, la pereza o la dejadez de la rutina de las cosas: Rema mar adentro, y echad las redes para pescar, dice Jesús a los discípulos en el evangelio de Lucas. Es volver a intentarlo, a no desistir ante la realidad, por dura y difícil que esta sea, o así nos lo parezca.

Podemos pensar que no estamos preparados, que la tarea es ardua y compleja, que no podemos realizarla…, pero no somos nosotros los que proponemos. Es Dios quien nos llama. Y sabemos que él nos acompaña. No nos deja nunca solos en esta tarea nuestra. Con él lo podemos todo. Tal como nos recuerda san Pablo en la segunda lectura por la gracia de Dios soy lo que soy. Dios nos da su fuerza para salir adelante.

Seguir la llamada de Jesús es permanecer a su lado. Es evangelizar por los caminos de la vida con la mirada puesta en la suya, en su Palabra, en su vida. Y juntos vamos por el mundo llamando y acompañando a otros a seguir sus pasos.

Y no hay que temer seguirlo, como nos dice Jesús. El miedo paraliza. Nos convierte en gente cobarde y temerosa. Pero su llamada nos hace fuertes. Nos hace decir cuál es el Dios en que creemos y cómo creemos. Por el que vivimos y cómo vivimos. Por qué amamos y a quién amamos. Nuestra fe es siempre una llamada a ir más allá de lo que soy para acercarme a Dios.

Ahora, sigamos celebrando la Eucaristía donde damos gracias a Dios, por medio de Cristo, porque hemos sido llamados y enviados…

Francisco Albuixech



Realizada con software libreRealizada con sistema operativo GNU/LinuxRealizada con sistema operativo GNU/LinuxRealizada con distribución UbuntuRealizada con editor HTML BluefishRealizada con programación web con phpRealizada con base de datos web con mysqlRealizada con navegadores de referencia Firefox y ChromiumRealizada con navegadores de referencia Firefox y ChromiumRealizada con FTP FilezillaRealizada con retoque fotográfico con GimpRealizada con dibujo vectorial con InkscapeRealizada con edición multimedia con Kdenlive y CinelerraRealizada con edición multimedia con Kdenlive y CinelerraRealizada con conversión de formatos multimedia con WinFFRealizada con reproductor multimedia VLCRealizada con edición de PDF con PDF EditorRealizada con suite ofimática Openoffice | Contenidos bajo licencia Creative Commons | cumple el estándar XHTML 1.1cumple el estándar CSS 3.0cumple el estándar WAI-AA de accesibilidad

[Comunidad Parroquial San Pedro. Puerto de Sagunto]